mié. Nov 20th, 2019
Jaime Garzon

reducen penas de José Miguel Narváez en el asesinato de Jaime Garzon

Crimen de Jaime Garzón no fue de lesa humanidad: tribunal de Bogota

El Tribunal Superior de Bogotá disminuyo la condena de José Miguel Narváez, ex subdirector del DAS, como principal actor en el homicidio de Jaime Garzón el 13 de agosto de 1999. 

En agosto del 2018, el Juez Séptimo Penal Especializado de Bogotá condenó a Narváez a 30 años de prisión como determinador de la muerte del periodista. 

Según la decisión tomada en ese entonces, existían las pruebas suficiente para establecer que el ex subdirector del DAS tenia una relación con el paramilitar Carlos Castaño y le sugirió que le quitara la vida a Jaime Garzón. 

Carlos Castaño es jefe paramilitar

Sin embargo los magistrados señalan que el caso de Jaime Garzón no se podía catalogar de lesa humanidad ya que “para el tiempo de la comisión de los hechos”, los crímenes internacionales «no estaban tipicados en el ordenamiento jurídico colombiano».

Así mismo, el tribunal consideró que no es posible extender la clasificación de crimen de lesa humanidad en el caso de Narváez ya que se le acusó como «determinador del delito de homicidio agravado» y, de esta manera, no se podía variar dicha acusación por otra «más gravosa», pues iría en contra del «principio acusatorio y al principio de congruencia entre acusación y la sentencia». 

Jose Miguel Narvaez, es director del DAS

Con esta medida, se aseguraba que no hubiera prescripción de los términos -que se pudiera realizar las investigaciones y acusaciones en cualquier momento- ya que este tipo acciones criminales va directamente en contra de las normas fundamentales del derecho internacional, según el Estatuto de Roma. 

Por otro lado, los magistrados confirmaron que existían las pruebas suficientes y contundentes para considerar que el exfuncionario fue uno de los principales determinadores del asesinato de Garzón.Para confirmar esta decisión, se tuvo en cuenta el testimonio de Diego Murillo, más conocido como alias Don Berna. 

En 2016, fue sentenciado a ocho años de prisión por las interceptaciones y seguimientos ilegales a periodistas, ONG y defensores de derechos humanos. 

De acuerdo con las investigaciones, Narváez estuvo involucrado en la creación del G-3, grupo clandestino de espionaje que se encargó de intimidar y enlodar a sectores de la izquierda en Colombia. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *